Prevención y tratamiento de la obesidad, una pandemia del siglo XXI

PlayVER VIDEO

 
 
 
6.280 de 25.000 eurosQuedan 73 días

Quiero participar

5 €
50 €
100 €
FacebookTwitterWhatsappMail

Precipita en cifras

13.271personas
109proyectos
1.345.828euros

Demostremos molecularmente y convenzamos científicamente sobre los beneficios de una dieta saludable y sostenible.

El proyecto
Quién está detrás

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la prevalencia mundial de obesidad crece año a año de manera exponencial y su prevención y tratamiento se han convertido en uno de los mayores retos en salud pública que debemos afrontar. Valores de índice de masa corporal (IMC) altos y obesidad abdominal se asocian con mayor mortalidad, aparición de otras patologías y en general con un deterioro global del estado de salud y una menor calidad de vida, además de un incremento del gasto sanitario.

Teniendo en cuenta el enorme problema que representa la obesidad, definir estilos de vida y patrones alimentarios que permitan prevenirla o tratarla son objetivos claves de nuestro equipo de investigación. En este contexto, es importante definir y verificar los potenciales efectos saludables de determinados alimentos para que: I) los consumidores tengan a su alcance información fiable y sólida sobre lo que comen y favorecer así la implementación de estilos de vida más saludables, II) las empresas alimentarias y farmacéuticas dispongan de productos bien caracterizados que puedan utilizarse como nuevos alimentos funcionales y III) desde las políticas de salud pública se puedan definir protocolos de terapias preventivas y guías de recomendaciones nutricionales. 

Ante estas premisas, el desarrollo de un alimento funcional con efectos demostrados sobre la salud requiere de un estudio profundo desde diferentes ángulos y de datos científicos contrastados que al final permitan obtener la aprobación de una declaración de propiedades saludables. 

Es bien sabido que el consumo de frutas y verduras se promociona universalmente como saludable. Su contenido energético y valor nutricional varían mucho, pero en general proporcionan fibra, lo que se vincula con una menor incidencia de enfermedades cardiovasculares y obesidad y son fuentes de compuestos bioactivos (componentes de los alimentos que influyen en las actividades celulares y fisiológicas obteniendo, tras su ingesta, un efecto beneficioso para la salud) que funcionan como antioxidantes, agentes antiinflamatorios, pero también como antidiabéticos, reguladores de la ganancia de peso corporal e inductores del gasto energético. A pesar de ello, la incorporación regular a la dieta de determinados productos depende de su eficacia para promover la salud, de su facilidad de consumo y de su disponibilidad comercial. El alcance de los objetivos de este proyecto ayudará a definir recomendaciones nutricionales que sean de fácil y cómoda implementación  por basarse en el uso de productos accesibles geográfica y económicamente.

¿Cuál es nuestro objetivo?

El objetivo principal de nuestro trabajo es comprender los efectos de determinados alimentos sobre la salud (obesidad y resistencia a la insulina) y la calidad de vida (envejecimiento saludable), así como los mecanismos moleculares subyacentes a estos efectos. 

Nuestro trabajo experimental se centra en estudiar el impacto metabólico de la pulpa de escaramujo (Rosa canina) sobre individuos obesos y resistentes a insulina. El escaramujo es un arbusto espinoso perenne de la familia de las rosáceas con un fruto rojizo en forma de colmillo que se ha utilizado como remedio popular desde antaño gracias a sus propiedades medicinales. Es un arbusto muy común en toda la Península Ibérica, propio de zonas montañosas del Pirineo, además de su amplia distribución por toda Europa, oeste y centro de Asia, norte de África, en las islas Azores y Canarias El fruto del escaramujo presenta un alto contenido en vitamina C y compuestos bioactivos (polifenoles y carotenoides) y se ha identificado como un potente antioxidante. Más recientemente diversos estudios han sugerido su efecto antiobesogénico. 

Con este proyecto pretendemos responder a preguntas como: 

  • ¿Cuál es el potencial real del escaramujo como producto antiobesogénico y antidiabético? 
  • ¿Cuál es su mecanismo de acción? 
  • ¿Cuáles son sus puntos diana? 
  • ¿Cuál es su perfil polifenólico a nivel cualitativo y cuantitativo?

Y, finalmente, poder responder a la pregunta de ¿qué aportaría incorporación de la pulpa de escaramujo a la dieta a nivel de salud y bienestar?

Paralelamente al papel que puedan tener nuestros resultados en fomentar la incorporación de la pulpa de escaramujo a nuestra dieta, el hecho de trabajar con frutas y verduras producidas en proximidad contribuye a la estrategia de sostenibilidad alimentaria de la Unión Europea que busca proteger el medio ambiente y garantizar alimentos saludables para todos, al tiempo que garantiza los medios de vida de los agricultores. 

En definitiva, este proyecto trabaja con productos de proximidad (el fruto del escaramujo) preparados en matrices de fácil y cómoda administración (la pulpa del fruto) y busca convencer con datos científicos de los efectos saludables de este producto.

A más largo plazo este tipo de estudio es extrapolable a otros frutos autóctonos como podrían ser las fresas, fresones, frambuesas, arándanos… 

¿A quién beneficia este proyecto?

Este proyecto científico pretende reforzar los conceptos de dieta saludable y descubrir estrategias capaces de reducir la incidencia de la obesidad, relevantes para lograr una mejor calidad de vida y un envejecimiento saludable, por lo tanto, el principal beneficiario será la sociedad y el sistema de salud

De manera adicional nuestros resultados podrían ser útiles para la industria farmacéutica y alimentaria como fuente de información para el desarrollo de nuevos alimentos funcionales o complementos alimentarios. 

Por último, nuestro proyecto está alineado con la estrategia de la granja a la mesa, que la Unión Europea presentó en mayo de 2020 con el objetivo de crear un sistema alimentario más saludable y sostenible (https://ec.europa.eu/food/horizontal-topics/farm-fork-strategy_es). 
 
Los datos de este proyecto generarán conocimientos científicos esenciales para promover la pulpa del fruto del escaramujo como alimento funcional y contribuirán a su inclusión en patrones alimentarios saludables.

¿Quieres saber más?

Si quieres conocer los resultados de nuestro trabajo estas son algunas de nuestras publicaciones más relevantes:

1.    Sanz-Lamora H. 2022. A Mixture of Pure, Isolated Polyphenols Worsens the Insulin Resistance and Induces Kidney and Liver Fibrosis Markers in Diet-Induced Obese Mice. Antioxidants  11 (1), pp. 120. ISSN 1661-6596.

2.    Sandoval V. 2021. Lyophilized Maqui (Aristotelia chilensis) Berry Administration Supresses High Fat Diet-Induced liver lipogenesis through the induction of the Nuclear Corepressor SMILE. Antioxidants 10 (5), pp. E637. ISSN 1661-6596.

3.    Canudas S. 2020. Mediterranean Diet and Telomere Length: A Systematic Review and Meta-Analysis. Advances in Nutrition. 11(6):1544-1554.

4.    Sandoval V. 2019. Lyophilized Maqui (Aristotelia chilensis) Berry Induces Browning in the Subcutaneous White Adipose Tissue and Ameliorates the Insulin Resistance in High Fat Diet-Induced Obese Mice. Antioxidants 8 (9), pp. E360. ISSN 1661-6596.

5.    Canudas S. 2019. Pistachio consumption modulates DNA oxidation and genes related to telomere maintenance: a crossover randomized clinical trial. American Journal of Clinical Nutrition. 109(6):1738-1745.

6.    Sandoval V. 2018. Mediterranean Tomato-Based Sofrito Sauce Improves Fibroblast Growth Factor 21 (FGF21) Signaling in White Adipose Tissue of Obese ZUCKER Rats. Molecular Nutrition & Food Research. 62(4), 1700606. ISSN 1613-4125.

7.    Pérez-Martí A. 2017. A low-protein diet induces body weight loss and browning of subcutaneous white adipose tissue through enhanced expression of hepatic Fibroblast Growth Factor 21 (FGF21). Molecular Nutrition & Food Research. 61(8). ISSN 1613-4125.

 

Si quieres saber más sobre nosotros puedes encontrarnos en:

 

Twitter:            @UniBarcelona

                        @Foodsignaling

Instagram:        unibarcelona

               Nutritionalcellsignaling

Website:           http://www.ub.edu/ibub/research-group/diego-haro/

                         http://insa.ub.edu/recerca/directori-de-grups-de-recerca

Contáctanos
C/Pintor Murillo, 15
28100 Alcobendas (Madrid) - España
T.+(00 34) 91 425 09 09
info@precipita.es
AENOR
Un proyecto de:Logo Ministerio
Powered by StockCrowd  Powered by StockCrowd